¡Ve y Pelea!

1 Samuel 17: 32 -58

“ Y dijo David a Saúl: No desmaye el corazón de ninguno a causa de él; tu siervo irá y peleará contra este filisteo.”

David no era muy poderoso, no tenía mucha capacitación en lo que a asuntos de guerra se refería, pero tenia una cosa, la certeza de que tenia un Dios y un potencial tan grande que no temió salir a pelear y enfrentar el gigante.

“vr 45-46 Entonces dijo David al filisteo: Tú vienes a mí con espada y lanza y jabalina; mas yo vengo a ti en el nombre de Jehová de los ejércitos, el Dios de los escuadrones de Israel, a quien tú has provocado. Jehová te entregará hoy en mi mano, y yo te venceré, y te cortaré la cabeza, y daré hoy los cuerpos de los filisteos a las aves del cielo y a las bestias de la tierra; y toda la tierra sabrá que hay Dios en Israel.”

Como cristianos solemos pensar en que estar bien con Dios es no tener dificultades, no tener pruebas con que luchar, cuando por el contrario el estar bien con Dios significa estar cargado de un potencial tan fuerte que nos lleva a enfrentar los más grandes retos de nuestra vida, saliendo victoriosos por su respaldo.

Estar con Dios significa estar listos para enfrentar gigantes.Es aquí donde debemos hacer un alto y cambiar nuestra mentalidad de que los gigantes son nuestro fin, un gigante puede asustarte, pero cuando tu estás con Dios, un gigante jamás podrá derrotarte.

Las dificultades y retos son los activadores de nuestro potencial y nuestro propósito; así que cuando se presenten, no te quedes pensando que tanto mal te harán, sino que sal a pelear y a luchar por lo que ya Dios te entregó.

Si tienes un gigante frente a ti… ¡Ve y Pelea!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *